Me leen...

lunes, 24 de octubre de 2016

Trabajo rural comunitario


15 de octubre, día internacional de la Mujer Rural, en su homenaje, mi aportación a ENTC.

Ilustración de Amparo Martínez (Petra Acero)

Durante años no supe de dónde venían los tomates, jamás los había visto fuera de las fruterías, pero como el destino es caprichoso, aquí estoy, quedamos pocos aldeanos y aunando fuerzas mantenemos la producción suficiente para la subsistencia. 
Cada mañana me levanto antes que el sol. Con el crepúsculo regreso a casa arrastrando fatiga de años. Así un día tras otro hasta el domingo, jornada de descanso. No, no voy a misa, he cambiado la mantilla por el delantal de faena. A la tierra no tengo que rezarle ni pedir perdón por mis pecados. Ese dios al que rogué para evitar las palizas, al que supliqué por mis hijos; aquel sacerdote que me decía, hija, tienes que tener paciencia, dios sabe lo que hace; nada hicieron cuando quedamos bajo un montón de escombros, cuando aquel al que debía obediencia destruyó lo más sagrado. 
Viajé dejando allí la vida. Y muerta, aunque no enterrada con ellos, me instalé en un lugar casi despoblado que me ha devuelto la energía. 



Es la historia de Manuela, que a sus setenta y tantos años continúa su labor incansable, y cada nueva temporada, da a luz vida que nace de las entrañas que la cobijaron.

© Yashira  2016


6 comentarios:

  1. Preciosa reivindicación de la mujer trabajadora rural.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Alfred. Me alegra que te haya gustado.

      Abrazos.

      Eliminar
  2. Me ha gustado el micro. Yo he visto la soledad de la mujer rural trabajadora, su fuerza interior que pocos saben valorarla, aunque a ella eso le da igual.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Henry, por pasar y comentar.

      Besos.

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Gracias Torcuato, por pasar y por dejar tu huella.

      Besos.

      Eliminar

Gracias por tu comentario. Me alegra saber que pasaste por aquí.